paramisalud Todo para llevar una vida mas sana
Menú
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z A-Z Listados Herramientas destacados

Páginas relacionadas

Cirugía con láser para lesiones y enfermedades de la piel

Hay muchos tipos de lesiones y afecciones cutáneas diferentes que pueden tratarse con cirugía con láser, entre ellas, las marcas de nacimiento que son anomalías de la piel presentes desde el nacimiento. Su proveedor de atención médica decidirá si esta cirugía es adecuada para su caso. A continuación se enumeran algunos tipos de afecciones cutáneas que pueden tratarse con cirugía con láser.

Manchas en vino de Oporto

Una mancha en vino de Oporto es una marca de nacimiento causada por un problema en la formación de los vasos sanguíneos. Produce la pigmentación rosada, roja o morada de la piel. A medida que el niño crece, la marca puede oscurecerse. Las manchas en vino de Oporto pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo y su tamaño puede variar. Las que aparecen en la cara pueden estar asociadas con un trastorno del sistema nervioso llamado síndrome de Sturge-Weber. Los rayos láser de colorante pulsado son los que se usan más comúnmente para el tratamiento. En los adultos, este procedimiento puede hacerse solo con anestesia local de forma ambulatoria, lo que significa que el paciente puede regresar a su casa el mismo día. Para el tratamiento de los niños o los adultos con manchas en Oporto de gran tamaño, se puede administrar anestesia general. Será necesario realizar varios tratamientos.

Hemangiomas

Los hemangiomas son un tipo común de marca de nacimiento, cuya causa es la proliferación de los vasos sanguíneos. El aspecto de los hemangiomas puede variar, desde manchas rojas sobresalidas hasta zonas moradas más profundas. Generalmente, aparecen durante el primer mes de la vida de un niño y crecen rápidamente a lo largo del primer año. Pueden empezar a desaparecer para cuando el niño cumple 5 años. Aproximadamente la mitad de todos los hemangiomas se achican solos a la edad de 5 años. Los hemangiomas pueden estar en las capas superiores de la piel o en las más profundas.

Cuando los hemangiomas son grandes o su tamaño aumenta, es posible recurrir a la cirugía, a inyecciones que se aplican en el hemangioma o a un medicamento por vía oral llamado propranolol. Estos tratamientos también pueden usarse para los hemangiomas que causan problemas debido al lugar donde se encuentran. Hay muchos tratamientos con láser que también pueden resultar eficaces.

Manchas de color café con leche

Estas lesiones de color tostado pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, pero se manifiestan con más frecuencia en la cara. Su tamaño varía. Algunas pueden ser muy grandes y quizás se las quiera eliminar por razones estéticas. Es común que este tipo de manchas vuelva a aparecer. La presencia de muchas lesiones tal vez signifique que hay una afección asociada, como neurofibromatosis.

Telangiectasias

Son pequeños vasos sanguíneos localizados debajo de la superficie de la piel que pueden ser de color rojo, morado o azul. Suelen aparecer en la cara, en la parte superior del pecho y en el cuello. Pueden encontrarse vasos con las mismas características en las piernas llamados arañas vasculares. Generalmente se las elimina por razones estéticas. Las telangiectasias tienen muchas causas, entre ellas, la herencia, el daño provocado por el sol, una enfermedad hepática, el embarazo, las reacciones emocionales, las hormonas, algunos medicamentos y la rosácea. El tratamiento para estos vasos puede incluir el uso de rayos láser o de escleroterapia. La escleroterapia es un procedimiento en el que se usa una pequeña aguja para inyectar un medicamento en los vasos sanguíneos, y esto reduce su tamaño. Puede que, a lo largo del vida de la persona, sigan apareciendo nuevos vasos, y esto depende de lo que origina su formación. Los rayos láser KTP y los rayos láser de colorante pulsado se usan comúnmente en la cara. 

Arrugas

El tratamiento con láser para eliminar las arrugas se conoce como exfoliación por láser. Este es uno de los grandes avances en la cirugía estética. Cuando lo hace un cirujano con experiencia, este tipo de proceso de eliminación de las arrugas es más seguro que otros métodos. Con la exfoliación por láser, hay menos probabilidades de que queden cicatrices, de que haya inflamación y de que se formen costras. Los rayos láser más modernos tienen menos efectos secundarios y requieren menos tiempo de recuperación. Antes de la cirugía, es posible que su proveedor de atención médica le recete medicamentos para la cara que debe aplicarse para preparar la piel. Estos medicamentos pueden usarse durante 4 a 6 semanas antes de la exfoliación por láser. Después de la exfoliación, su proveedor le explicará cómo realizar el cuidado correcto de la piel para evitar la formación de costras y las infecciones. El protector solar es una parte importante de la rutina del cuidado de la piel después del tratamiento. Para las exfoliaciones por láser, pueden usarse muchos tipos de rayos láser diferentes.

Verrugas

Las verrugas son crecimientos no cancerosos en la piel causadas por el virus del papiloma humano (VPH). Generalmente, desaparecen solas. Sin embargo, se han usado muchos tipos de tratamientos para la eliminación de las verrugas, entre ellos, la extirpación quirúrgica, la aplicación de medicamentos en la verruga o su congelación. Pero estos tratamientos pueden tener algunos efectos secundarios. El tratamiento con láser para la extirpación puede ser una buena opción, en especial si otros tratamientos no han dado resultado. Tal vez haya que hacer varios tratamientos con láser hasta que la verruga desaparezca. Se ha demostrado que los rayos láser de colorante pulsado, los de dióxido de carbono y los de conmutación Q son eficaces para determinadas verrugas.

Cicatrices

Las cicatrices pueden formarse por diferentes motivos, por ejemplo, por infecciones, por cirugías, por lesiones o por la inflamación del tejido. La cicatriz es el método natural que tiene el cuerpo para sanar y reemplazar la piel que se ha perdido o dañado. Las cicatrices pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo y su composición puede variar. Pueden ser planas, elevadas, hundidas, coloreadas, dolorosas o pueden causar picazón. Es posible tratar las cicatrices con diversos tipos de láser, según cuál sea la causa que las origina. Se pueden usar rayos láser para alisar una cicatriz, quitarle el color anormal o aplanarla. El tratamiento con láser puede hacer menos visible una cicatriz, pero no puede hacer que desaparezca por completo. La mayoría de los tratamientos con láser en cicatrices van acompañados de otros tratamientos, por ejemplo, inyecciones de esteroides, apósitos especiales y vendajes. Quizás se necesiten varios tratamientos.

Eliminación de los tatuajes

Hay muchos factores que ayudan a determinar si la cirugía con láser será eficaz para eliminar un tatuaje. Entre ellos, se incluyen los siguientes:

  • La edad de la persona y el tipo de piel

  • El tipo de tatuaje

  • La antigüedad del tatuaje, el color, el tamaño y su profundidad

  • Si el tatuaje fue hecho por un profesional

No siempre es posible eliminar un tatuaje por completo. Se necesitan distintos rayos láser o diferentes configuraciones para eliminar los diferentes colores. La eliminación de tatuajes con láser suaviza el color sin dañar la piel normal. Luego el cuerpo absorbe los trozos de pigmento sin dejar cicatrices, a diferencia de los métodos de eliminación de tatuajes usados en el pasado. Tendrá que someterse a varios tratamientos y dejar que pase tiempo entre uno y otro para permitir la cicatrización. Consulte con su proveedor de atención médica para obtener más información.

Revisor médico: Michael Lehrer MD
Revisor médico: Raymond Kent Turley BSN MSN RN
Revisor médico: Rita Sather RN
Última revisión: 3/1/2021
© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.