paramisalud Todo para llevar una vida mas sana
Menú
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z A-Z Listados Herramientas destacados

Páginas relacionadas

Acné en los niños

¿Qué es el acné en un niño?

El acné es un trastorno de los folículos pilosos y las glándulas sebáceas. Los folículos pilosos son las zonas que rodean la base o la raíz de cada pelo. Las glándulas sebáceas son las glándulas diminutas que liberan aceite (sebo) dentro de los folículos pilosos, que es la sustancia que humecta la piel y el pelo. El sebo y el pelo llegan a la superficie de la piel a través de pequeñísimos orificios llamados poros. 

El acné es muy común. La mayoría de los niños y los adultos jóvenes que tienen entre 11 y 30 años tendrán acné en algún momento. Esta afección a menudo comienza en la pubertad, pero puede aparecer a cualquier edad. Hay diferentes tipos de acné que afectan a los recién nacidos, los bebés, los niños más pequeños y los adultos. 

Este trastorno puede aparecer cuando los poros se tapan con células muertas de la piel y con aceite. Las bacterias que se encuentran normalmente en la piel también pueden entrar en el poro obstruido. El acné aparece de diversas formas, y una de ellas es con comedones, que son tapones de sebo en el folículo piloso. Los comedones son puntos blancos cerrados o puntos negros abiertos que no se inflaman ni se infectan.

En el acné inflamatorio aparecen protuberancias o úlceras de color rojo que causan dolor. Las úlceras pueden infectarse con bacterias. Este tipo de acné incluye las siguientes lesiones:

  • Pústulas. Las bacterias provocan la inflamación del folículo piloso. Las pústulas se encuentran más cerca de la superficie de la piel.

  • Pápulas. La pared del folículo piloso se irrita. Las pápulas están en un nivel más profundo de la piel.

  • Nódulos. Son más grandes, más profundos y más sólidos.

  • Quiste. Se trata de un nódulo con pus.

¿Cuáles son las causas del acné en un niño?

No se sabe con certeza cuál es causa del acné. Se relaciona a la afección con lo siguiente:

  • Los cambios hormonales durante la pubertad, el embarazo y el ciclo menstrual

  • El aumento de los niveles de las hormonas sexuales masculinas (andrógenos), tanto en los varones como en las mujeres, durante la pubertad, lo que incrementa la producción de sebo y la cantidad de células muertas de la piel

  • El uso de maquillaje o cosméticos que obstruyen los poros

  • El uso de algunos productos para la limpieza de la piel

  • El uso de ropa que raspa o irrita la piel

  • Los niveles altos de humedad en el aire y de sudoración

  • La toma de determinados medicamentos, por ejemplo, corticoesteroides    

¿Cuáles son los niños que corren riesgo de tener acné?

Los adolescentes son los que tienen el riesgo más alto de sufrir acné. Los antecedentes familiares también aumentan el riesgo de tener acné grave.

¿Cuáles son los síntomas del acné en un niño?

El acné puede aparecer en cualquier parte del cuerpo. Es más común en las zonas donde hay más glándulas sebáceas, por ejemplo:

  • La cara

  • El tórax

  • La parte superior de la espalda

  • Los hombros

  • El cuello

Los síntomas pueden presentarse de manera diferente en cada niño. Pueden incluir los siguientes:

  • Pequeñas protuberancias del color de la piel o blancas (puntos blancos)

  • Pequeñas protuberancias oscuras (puntos negros)

  • Granos rojos con pus que pueden ser dolorosos

  • Protuberancias sólidas que sobresalen (nódulos)

  • Zonas más oscuras en la piel

  • Formación de cicatrices

Los síntomas del acné pueden ser los mismos que los de otras afecciones. Procure que un proveedor de atención médica vea a su hijo para obtener un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica el acné en un niño?

El proveedor de atención médica le hará preguntas sobre los síntomas y los antecedentes médicos de su hijo, y revisará las zonas del cuerpo donde hay acné. Tal vez recomiende que el niño vea a un proveedor de atención médica especializado en el cuidado de la piel (dermatólogo).

¿Cómo se trata el acné en un niño?

El tratamiento dependerá de los síntomas, de la edad y del estado de salud general de su hijo. También, de la gravedad de la afección. El objetivo del tratamiento para el acné es mejorar el aspecto de la piel y reducir las probabilidades de que queden cicatrices. El tratamiento incluirá el cuidado habitual y delicado de la piel. El proveedor de atención médica del niño puede recomendar lo siguiente:

  • Productos de limpieza y cremas, lociones, geles u otros productos de venta libre

  • Medicamentos recetados que se aplican sobre la piel (tópicos) o se toman por boca (vía oral)

  • Otras terapias o procedimientos, como laserterapia, fototerapia o exfoliaciones químicas

  • Que se drene un quiste o se le inyecten medicamentos

Para tratar el acné, frecuentemente se recetan medicamentos tópicos, que pueden ser cremas, geles, lociones o líquidos. Estos medicamentos pueden incluir los siguientes:

  • Peróxido de benzoílo. Destruye las bacterias.

  • Antibióticos. Ayudan a detener o a enlentecer la proliferación de las bacterias y también reducen la inflamación.

  • Retinoides. Impiden que se formen nuevos comedones y, además, estimulan el crecimiento de nuevas células de la piel y desobstruyen los poros donde se formaron granos.

También pueden recetarse medicamentos para tomar por boca, por ejemplo:

  • Antibióticos. Pueden incluir tetraciclina, doxiciclina o eritromicina, y se usan para tratar el acné moderado a grave. 

  • Isotretinoína. Puede recetarse cuando el acné es grave y no puede tratarse con otros métodos. Ayuda a prevenir la formación de cicatrices y la aparición de acné nuevo. Hable con su proveedor de atención médica sobre los posibles efectos secundarios de este medicamento.

¿Cuáles son las complicaciones posibles del acné en un niño?

El acné puede causar problemas de autoestima y también emocionales. Puede provocar depresión, ansiedad e, incluso, pensamientos suicidas. El acné grave o crónico puede dejar cicatrices. También pueden presentarse infecciones graves.

Cómo ayudar a un niño a vivir con acné

El acné puede ser una afección crónica. El tratamiento temprano puede ayudar a prevenir o a aliviar el acné grave. Para ayudar al niño, haga lo siguiente:

  • Recuérdele que no se pellizque, reviente ni apriete el acné, porque eso puede propagar la infección y causar cicatrices.

  • Hable con el proveedor de atención médica del niño si los tratamientos de venta libre no surten efecto.

  • Esté atento a la respuesta emocional del niño al acné. Busque asesoramiento para el niño si parece que no puede sobrellevar la afección.

  • Considere la posibilidad de llevar al niño a un dermatólogo si el acné es grave o crónico.

  • Asegúrese de que el niño deje lentamente el tratamiento, no de forma rápida, una vez que el acné desaparezca.

  • Haga que el niño trate el acné varias veces por semana para evitar su reaparición, si es necesario.

  • Procure que el niño se ocupe del cuidado de su piel con regularidad y delicadeza.

Cuándo llamar al proveedor de atención médica de su hijo

Llame al proveedor de atención médica de su hijo en los siguientes casos: 

  • El niño está afligido por el acné.

  • El acné empeora.

  • Los tratamientos de venta libre no surten efecto.

Información importante sobre el acné en un niño

  • El acné es un trastorno de los folículos pilosos y las glándulas sebáceas.

  • Este trastorno puede producirse cuando los poros se tapan con células muertas de la piel y con aceite. Las bacterias que se encuentran normalmente en la piel también pueden entrar en el poro obstruido.

  • La mayoría de los adolescentes y los adultos jóvenes que tienen entre 11 y 30 años tendrán acné en algún momento.

  • Hay medicamentos de venta libre y recetados disponibles para tratar el acné.

  • El acné puede tener un efecto emocional, lo que tal vez cause depresión, ansiedad e, incluso, pensamientos suicidas.

  • El acné grave o crónico puede dejar cicatrices.

Próximos pasos

Consejos para ayudarlo a aprovechar al máximo la visita con el proveedor de atención médica de su hijo:

  • Tenga en claro la razón de la visita y qué quiere que suceda.

  • Antes de la visita, anote las preguntas que quiere hacer.

  • En la visita, anote el nombre de los nuevos diagnósticos y de todo nuevo medicamento, tratamiento o prueba. También anote las instrucciones que el proveedor le da para el niño.

  • Sepa por qué se receta un tratamiento o un medicamento, y cómo esto ayudará a su hijo. Conozca los efectos secundarios.

  • Pregunte si la afección de su hijo se puede tratar de otra forma.

  • Sepa por qué se recomienda una prueba o un procedimiento y qué podrían significar los resultados.

  • Sepa qué esperar si su hijo no toma el medicamento o si no se realiza la prueba o el procedimiento.

  • Si su hijo tiene una visita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo esta.

  • Sepa cómo comunicarse con el proveedor fuera del horario de atención. Esto es importante en caso de que su hijo se enferme y usted tenga preguntas o necesite ayuda.

Revisor médico: Michael Lehrer MD
Revisor médico: Raymond Kent Turley BSN MSN RN
Revisor médico: Rita Sather RN
Última revisión: 11/1/2020
© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Herramientas destacados

Para miembros de Blue Cross Blue Shield of Massachusetts

Follow Us
¿Estás interesado en hacerte miembro? Visita GetBlueMA   o llama al 1-800-422-3545.